Barriga después del embarazo

barriga después del embarazo

Una vez que se da a luz, el abdomen continúa bastante abultado tras el parto, y muchas madres se sorprenden y asustan al ver que aún tienen una  barriga después del embarazo considerable. Es totalmente normal, ya que durante los últimos meses de gestación el útero tenía un tamaño considerable y llegaba hasta las costillas, por lo que para reducir su tamaño y volver a la normalidad llevará un tiempo.

El útero para contraerse utilizará una serie de espasmos que a veces resultan un poco dolorosos, a las pocas horas del parto el útero llega a la altura del ombligo y pesa un kilo, tras dos semanas pesa unos 300 gramos y a los 40 días tendrá el tamaño de una pera, unos 50 gramos. Aproximadamente tardara en volver a su peso y lugar habitual unas seis semanas tras el parto, por lo cual la barriga permanecerá bastante abultada.

La mujer conseguirá recuperar su peso anterior al embarazo en unos tres meses de manera natural sin hacer nada, siempre y cuando no haya excedido el peso indicado por el médico durante el embarazo y no haya existido ninguna otra complicación. El proceso de recuperación suele ser más rápido en las madres que dan lactancia materna ya que al dar el pecho se estimula la producción de oxitocinas provocando las contracciones que reducen el tamaño del útero.

También influye tener el abdomen distendido por causa de gases intestinales, caminar, tomar líquidos en abundancia y alimentos ricos en fibra ayudan a bajar la barriga después del embarazo. Muchas mujeres se quedan con algún kilo de más tras el parto, ya que al engordar tanto no es tan fácil volver a estar como antes, hacer la danza del vientre o ejercicios ayuda, y una vez que pasa un año aproximadamente el cuerpo se recupera del todo, aunque casi siempre quedará una ligera curva en la tripa como recuerdo de nuestro pequeño.

Vía | www.serpadres.es
Foto| robert lerich