Síntomas de apendicitis en los niños

Apendicitis en los niños

Aparentemente, el apéndice, situado en el lado derecho del abdomen, es inofensivo siempre que en caso de inflamación se trate antes de producirse la ruptura del mismo. Sin embargo, la inflamación del órgano culmina, generalmente, con la extirpación del mismo.

La apendicitis, como se conoce a la inflamación del apéndice por obstrucción, es más frecuente en los niños que en los adultos y se caracteriza por una serie de síntomas comunes que se repiten en los pacientes.

Síntomas de Apendicitis en los niños

Generalmente, la inflamación del apéndice presenta síntomas de fácil diagnóstico, si bien en niños muy pequeños y mujeres fértiles, éstos pueden ser confundidos con otras afecciones.

  • El dolor se presenta rodeando al ombligo
  • Existe pérdida de apetito
  • Aumenta la temperatura corporal
  • Mareos
  • Náuseas
  • Vómitos

Según se va incrementando la inflamación, el dolor se desplaza hacia el lado derecho del abdomen concentrándose en lo que se conoce como área de McBurney.

Si el apéndice se rompe, el dolor empeora y se produce un cuadro de mayor gravedad que se conoce como peritonitis.

La peritonitis causa los mismos síntomas que la apendicitis, a los que hay que añadir:

  • Dolor agudo al caminar
  • Dolor agudo al toser
  • Imposibilidad de movimiento ante el incremento del dolor
  • Se puede producir diarrea o estreñimiento
  • Generalmente, el niño tiene escalofríos y se estremece

Tratamiento de la apendicitis en los niños

El diagnóstico no es fácil y generalmente la apendicitis, tanto en los niños como en los adultos, es tratada únicamente con cirugía, destinada a la extirpación del apéndice antes de producirse la peritonitis.

Conclusiones sobre la apendicitis en los niños

Como sucede con todas las afecciones, especialmente las que se presentan en los niños pequeños, el diagnóstico y tratamiento precoz es fundamental para evitar complicaciones y lograr un tratamiento rápido, certero y eficaz.

No minimices las quejas de dolor de tus hijos, ante cualquier sospecha acude cuanto antes a un especialista… siempre es mejor prevenir.

Fuente | medlineplus

Foto | e3000