Los bebés llevarían apellido materno y paterno en Argentina

bebes

En Argentina, es común que los niños, al momento de nacer sean registrados con uno o dos nombres y bajo el apellido paterno, mientras que el apellido de la madre o bien se omitía o se adjuntaba solo si se aclaraba con anterioridad que este era el deseo de los padres.

Actualmente en Argentina, la Legislatura esta desarrollando un proyecto mediante el cual los bebés llevarían apellido materno y paterno de manera obligatoria, en lo que seria tomado en cuenta como un resguardo a su identidad.

El proyecto analiza la idea de que al momento de ser registrados en cualquier registro civil o Centro de gestión, los niños recién nacidos lleven el apellido paterno y luego el materno junto a los nombres de pila, sin elección.

Esta iniciativa para que los bebés lleven apellido materno y paterno en Argentina es del legislador Martín Hourest perteneciente al departamento de Igualdad Social, y cuenta con el apoyo de varios bloques legislativos que han conseguido que la propuesta pueda ser llevada al recinto en las próximas sesiones para su debate.

Lo que la iniciativa propone básicamente es la obligatoriedad para que los registros civiles de la Ciudad de Buenos Aires inscriban a los niños con los apellidos del padre y de la madre, por lo que variaría con la actual ley vigente nacional Argentina, en la que se contempla solo la posibilidad de optar a los padres a inscribir al menor con ambos apellidos.

Martín Hourest indico lo siguiente:

La utilización de ambos apellidos representa un avance en resguardo del derecho a la identidad de los menores, consagrado en la Convención Internacional de los Derechos del Niño, Niña y Adolescente, al agregar un elemento más para asegurar la determinación filial

Entonces los bebés llevarían apellido materno y paterno en Argentina en el caso de ser anotado por ambos padres, en el caso de que solo uno de los progenitores reconozca al bebé se aclara que:

Se le podrá adjudicar, entonces, el apellido compuesto del padre mencionado. Si, con posterioridad, fuese reconocido por el padre, se podrá reemplazar el segundo apellido

Vía | La Razón
Foto | Dianonina