La caída de los dientes de leche

caida dientes de leche

No existe un momento determinado para que se produzca la caída de los dientes de leche.  Dependiendo del niño, ésto puede suceder antes o tardar un poco más de tiempo.

Lo habitual es que los peques comiencen a perder los dientes de leche ente el quinto y el sexto año. Será uno de esos momentos mágicos que llenarán de alegría a los niños porque recibirán la visita del Ratoncito Pérez, aunque es bastante probable que a éste le pille de sorpresa y tenga que salir corriendo a buscar su regalo correspondiente…

La caída de los primeros dientes de leche

Vamos a intentar realizar un pequeño planning del momento en el que se producirá esta pérdida de los dientes de leche y comenzarán a crecer los definitivos.

Lo que vamos a contar a continuación no es matemática exacta y no podemos generalizar, es probable que algunos niños no pierdan los dientes de leche con esa periodicidad ni en ese orden. Es algo meramente orientativo, además los expertos advierten a los padres de que es preferible estar pendiente del modo en el que van apareciendo los dientes definitivos antes que prestar demasiada atención el momento en el que se caen los dientes de leche.

Haremos una diferenciación primero entre los dientes de la parte superior de la boca y los de la parte inferior.

Mandíbula inferior

Habitualmente, los dientes de la parte inferior son los primeros en salir, y lógicamente serán los primeros en caerse. Lo habitual es que los primeros en caer sean los incisivos centrales, aproximadamente a los 5 años. En el caso de los incisivos laterales, éstos caerán al poco tiempo de haber crecido los anteriores.

Conforme van cayendo estos dientes van apareciendo los dientes permanentes que sustituyen a los dientes de leche caidos. Casi al mismo tiempo aparecen los primeros molares permanentes o molares de los 6 años.

Comenzarán a caer y aparecer los dientes superiores, seguido de un período de reposo en el cual se irán asentando todos estos dientes.

Aproximadamente a los 10 años continuará el proceso y empezarán a aparecer las primeras muelas.

Mandíbula superior

Los siguientes en caer serán los dientes centrales superiores y seguirán el mismo orden, aproximadamente, que ya sucedió con los dientes de la mandíbula inferior.

Finalmente, sobre los 11 o 12 años caerán los caninos que serán reemplazados por los dientes definitivos para terminar de formar la dentadura del niño.

La higiene bucal no debe retrasarse hasta que ya se tienen los dientes definitivos, es necesario iniciar al niño en la salud dental cuando aparecen los dientes de leche si queremos que tenga unos dientes sanos cuando sea mayor.

Vía | www.todobebe.com
Foto | Wes Rogers